CEJUEGO publica el Anuario del Juego en España 2020

El “Anuario del Juego en España 2020”, elaborado por el director general de CEJUEGO, Alejandro Landaluce, y por el miembro del Instituto de Política y Gobernanza de la Universidad Carlos III de Madrid, José Antonio Gómez Yáñez, fue lanzado esta mañana en un evento apoyado por la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE). 

Allí, se recogen los datos estadísticos sobre el desarrollo de la industria del juego y las apuestas en el país, donde se demuestra que la caída del sector fue del 50 por ciento entre enero y octubre de 2020, en comparación con el mismo período del año anterior.

En total, la diferencia entre las cantidades jugadas y los premios se fijó en 4.345 millones de euros durante estos meses. Según el reporte, de la cifra total, 2.445 millones de euros corresponden al sector privado, a la vez que 1.900 millones fueron generados por SELAE y ONCE.

“El sector del juego está viviendo momentos complicados, como el conjunto de la economía de España. Pero si algo nos dejó claro la anterior crisis, es que la industria del juego es una de las que más tarda en recuperarse. En 2019 aún no habíamos recuperado los niveles previos a la crisis económica de 2008 y ahora la situación es mucho peor. En momentos de crisis la gente reduce su gasto en ocio, como es el caso del juego”, sostuvo Landaluce durante la reunión virtual.

Uno de los sectores más cuestionados en España, el del juego y las apuestas online, ha generado 776 millones de euros. Es decir, representa un 0,06 por ciento del PIB y 7,7 por ciento del total del juego, como indicó el Anuario publicado por Sector del Juego

Por otro lado, también se destaca la generación de empleos en la industria que, actualmente, abarca a 84.797 personas. “Las empresas están haciendo un gran esfuerzo por mantener sus plantillas pese al descenso de sus ingresos. Hay grupos empresariales que están empezando a tener serias dificultades”, advirtió Gómez Yáñez.

Aún así, los puestos de empleos de la industria superan “a los que se registran en otros sectores, como la moda, automóviles o las ventas en tienda en grandes almacenes”, argumentó el director de CEJUEGO y aseguró que “el 85 por ciento de los empleados del sector están trabajando en estos momentos”.

Finalmente, el reporte hace especial hincapié en la cantidad de establecimientos presenciales que corresponden al sector privado y al público. Según la información recogida, SELAE dispone de una red de 4.167 administraciones y 6.795 puntos de venta complementarios; ONCE cuenta con 20.000 vendedores y con un canal físico complementario de 11.468 puntos de venta; mientras que los bingos son 319; los casinos, 52, y los salones de juego, 3.752.

“El sector del juego es un importante motor económico para el conjunto del país. Además, el juego es una actividad de ocio de la que disfrutan la inmensa mayoría de los españoles de forma responsable, siendo nuestro país uno de los que menor tasa de juego problemático tiene en el mundo, situándose en un 0,3 por ciento”, sentenció Landaluce.